jueves, 22 de febrero de 2024
20231223_factura_electronica_728x90
20231124_etesal_728x90_1
20231001-MH-fact-electronica_728x90
20230816_dgs_728x90
20230812_lactancia_materna_01_728x90
20230812_lactancia_materna_02_728x90
20230601_agenda_primera_infancia_728X90
DOM AENOR
DOM_Antisoborno
DOM Bacheo
DOM Dirección Correcta
DOM Desarrollo Local
  • 07
  • Nov 2016
Asamblea Legislativa

Finaliza mandato del FMLN en Asamblea

Tras la salida de Lorena Peña como titular del Órgano Legislativo, finalizan 6 años del FMLN al frente del parlamento. El expresidente Sigfrido Reyes estuvo cuatro años y medio presidiendo la Asamblea, mientras que Lorena Peña estuvo año y medio al frente de la misma, que cederá el mandato al diputado de GANA, Guillermo Gallegos.

Peña, la tercera mujer en presidir el pleno, destacó en la última sesión plenaria como titular de la Asamblea, que su gestión fue marcada por la transparencia. El 14 de mayo de 2015, Peña se convirtió, según el protocolo de entendimiento de la Asamblea, en titular de la institución por año y medio, compartiendo el mandato con GANA.

La parlamentaria destacó entre sus logros las respuestas dadas a las peticiones de acceso a la información pública. «Dimos respuesta a más de 800 peticiones de acceso a la información. Entregamos 10,824 documentos, entre ellos, el 60% de los peticionarios fueron periodistas», dijo.

Peña aseguró que participó en 12 procesos de apelación ante el Instituto de Acceso a la Información Pública, destacando entre ellos, el proceso llevado con el diputado Juan Valiente de ARENA, quién solicitó el listado de empleados del Órgano Legislativo.

Además, Peña destacó que fue la primera diputada en revelar los gastos realizados con el fondo circulante de la Asamblea. En agosto de 2016, se conoció que Lorena Peña gastó más de $50 mil de este fondo -la caja chica del legislativo- en restaurantes, arreglos florales, vestuario para seguridad, recuerdos para visitas de personalidades importantes al pleno (compró una hamaca para la presidente chilena, Michelle Bachelet), y la compra de una papaya con valor de $1.

Con su estilo, que muchas veces fue criticado por confrontar al FMLN y ARENA, Lorena Peña destacó que durante su gestión se aprobaron más de 525 decretos legislativos, donde buscó el acuerdo de todas las fracciones políticas.

Además, Peña mantuvo las diferencias con la Sala de lo Consitucional de la Corte Suprema de Justicia (CSJ), a quienes acusó en reiteradas ocasiones de «intentar llevar a la quiebra al Estado». Cuando aun era vicepresidente del pleno, llevó a votación los $900 millones en bonos, y al no obtener votos, pidió la reconsideración en la misma plenaria. La Sala declaró inconstitucional este año la emisión de dichos bonos.

Entre sus logros, Peña destacó la aprobación de las medidas extraordinarias de seguridad, la emisión de bonos por $152 millones en bonos (deuda) para financiar dichas medidas. La creación de nueva programación en los medios legislativos, la inversión hecha en el centro cultural legislativo – lo último los $8 millones invertidos para crear la biblioteca legislativa en la Villa Dueñas, y la aprobación de la Ley de Cultura).

En su discurso de rendición de cuentas, Peña aseguró que la modernización en la Asamblea llegó con la compra de un sistema electrónico de votación que costó medio millón. Dicho sistema ha registrado varias fallas técnicas desde su implementación, incluso en la última plenaria que la parlamentaria presidió, que pasó cerca de 45 minutos sin funcionar.

Peña dijo que quedó pendiente por aprobar bajo su gestión la ley general de aguas y la reforma al sistema de pensiones. Peña también metió a estudio de la Comisión de Legislación, la despenalización del aborto en casos especiales.

Durante su última sesión plenaria al frente del pleno, Peña intentó aprobar la Ley de Responsabilidad Fiscal y la emisión de bonos por $550 millones. Sin embargo, al convocar de emergencia a la Comisión de Hacienda y Especial del Presupuesto, la parlamentaria presentó un proyecto de ley diferente al discutido en las mesas de diálogo, lo que llevó a una plenaria de dos días sin obtener dicha votación.

Críticas a su gestión

La diputada de ARENA, Ana Vilma de Escobar, una de las más críticas de la gestión de Lorena Peña, evaluó negativamente el año y medio de la gestión de esta última.

«Desde el inicio tuvimos problemas, delegar la contratación de personal solo a la presidente fue un primer mal acuerdo que se tomó. Ella tuvo $39 millones a disposición para contrataciones de personal y lo obtuvo con aritmética legislativa, yo voté en contra por eso», reaccionó Ana Vilma de Escobar.

La diputada tricolor añadió que «no hubo austeridad en esta conducción de Lorena Peña», y criticó lo que consideró falta de transparencia en las adjudicaciones de bienes y servicios dentro del parlamento.

«No aplicar la Ley de Adquisiciones y Contrataciones de la Administración Pública (LACAP) me parece una falta grave. Tuvo $1,300 para viajes y viáticos y casi $600 en servicios de comida. Contrató el seguro médico directo. Además las órdenes de cambio de la Villa Dueñas no tuvieron justificación, en fin, fue difícil pedir información de la gestión», declaró De Escobar.

Por su parte, el diputado de GANA, Mario Tenorio consideró que bajo la gestión de Peña, se mejoró la transparencia de la institución. «Recordemos que quién dirigió la Asamblea es una persona, con errores y desaciertos, pero se mejoró en la información y rendición de cuentas para la ciudadanía. Trató de ser conciliadora, y existió mucho diálogo y mucha apertura», puntualizó.

Para Mario Ponce, del PCN, Peña dio apertura a la información en la Asamblea, algo que sus antecesores no lograron hacer. «A veces fue con su estilo muy confrontativa, pero mejoró en el aspecto de acceso a la información pública, y se conoció información que antes era prohibida y que ningún expresidente de este órgano de Estado se atrevió a publicar», finalizó Ponce.